Los mejores jabones naturales

Hola mimosas! Hoy os traigo un post muy especial. Desde que me adentré en el mundo de la cosmética natural me he ido aficionando a los jabones en pastilla, los de toda la vida! Es la vuelta a los orígenes, porque si de verdad un jabón está bien elaborado, es un placer disfrutar de él. Vamos a descubrir algunos de los mejores jabones naturales que podemos encontrar en el mercado!


Estos que os voy a mostrar son algunos de ellos. Los que más han llamado mi atención en los últimos tiempos, por algún motivo, el que sea, todos tienen algo muy especial, ¿lo descubrimos juntas?


Jabón nutritivo y antioxidante de aceite granada y geranio 
Dehesia Cosmética Econatural

Hace ya 10 años que empezaron, extrayendo lo mejor de las plantas que podemos encontrar en la Dehesa que ocupa gran parte de España y Portugal. Con base en Cáceres, Dehesia es una de esas marcas-joyas que hay que descubrir en el marco de la cosmética natural española.



El producto estrella es el jabón de aceite granada y geranio. Es un jabón totalmente sensorial, porque su aroma a geranio lo traspasa todo. Gracias al aceite de granada, contiene propiedades antioxidantes. Ya sabéis que la lucha contra los elementos que oxidan nuestra piel es clave para retardar el envejecimiento. Este aceite de granada rico en flavonoides y vitaminas, es perfecto para ello. Además contiene aceite de oliva virgen extra que es regenerante y aceite de coco que es nutritivo y es responsable de la densa espuma que se genera y que es una delicia. Sin poder olvidarnos del efecto calmante e hidratante del aloe vera y el aroma equilibrante del aceite de geranio.

La pastilla es de 100 gr y me parece perfecto, porque más grande no me resultan cómodas. Además siendo un jabón natural su durabilidad es muy superior a los de cosmética convencional y al final siempre estás deseando probar el siguiente! Yo lo uso para la limpieza nocturna, esa que debemos hacer después de desmaquillarse. Froto un poco una esponja pequeñita húmeda y al aplicarlo en el rostro empieza a formarse esa densa espuma de la que os hablo. Mi piel queda bien limpia y confortable, lista para tonificarla!

Espero que Dehesia pronto lance nuevos jabones porque estoy segura de que si están tan bien hechos como este me van a encantar!


Jabón de caléndula de Esencia Olea

Otra de las marcas que he tenido el placer de conocer este último año ha sido Esencia Olea. No llevan mucho tiempo, pero tienen productos muy cuidados, que buscan el cuidado natural, la calidad superior y una vuelta a los orígenes. Sus packaing son la quinta esencia de la elegancia.

Basan sus productos en el oro español, el aceite de oliva. Su jabón de caléndula es algo muy especial, porque aunque su base sea el aceite de oliva y el de caléndula, lo que antes te llama la atención es ese olor tan singular. Es un aroma cítrico único. Sabéis que los cítricos me tiran mucho, pero este es algo más, es empolvado, amaderado, me transporta a un oasis de relajación en dos segundos. Por ello es perfecto para usarlo en la ducha de por la noche, bueno en realidad es perfecto para un baño relajante, pero mi tiempo no me permite darme tantos como me gustaría y no estoy dispuesta a reducir su uso y placer sólo a pequeños momentos. Yo soy de las que usa las cosas que le gustan, eso de guardarlas para una ocasión especial no va conmigo. ¿Qué ocasión más especial que ahora mismo?.

Lo he estado usando también para el rostro, sobre todo al final del embarazo, que fue una época en la que tenía la piel muy sensible y la caléndula que es calmante me ayudaba mucho. Solía usarlo en la limpieza de mañana para evitar las rojeces que me salían al limpiar. Con este jabón desaparecían mucho antes.

Si queréis daros un momento de placer no dejéis de probar este jabón, sin duda Esencia Olea ha acertado de lleno.


Jabón de vid roja de Baume

Una marca natural elaborada en Galicia con los mejores elementos de aquella extraordinaria tierra. Ya os hablé de ellos aquí cuando probé entre otras cosas la mejor crema de pies de mi vida. Pero hoy os tengo que hablar de su jabón de vino tinto. No es el único que he probado, porque si hay algo que les caracteriza es la gran cantidad de jabones distintos que ofrecen.

Los primeros que probé son el de rosa mosqueta, que en nada hacía una espuma increíble y dejaba la piel muy gustosita, y el de vino blanco Albariño que era exfoliante. Sin embargo hoy os vengo a hablar del jabón de vino tinto Rioja y aceite de semilla de uva, que tiene un gran poder regenerante celular, astringente y antioxidante. Todas conocemos el poder de la uva roja, es perfecta para evitar el envejecimiento prematuro ya que lucha contra los radicales libres. Yo lo usaba como jabón para el rostro y me iba muy bien porque me dejaba la piel muy limpia y luminosa, era increíble!, tanto que mi madre se lo llevó cuando vino de visita, se había enamorado de él!



Jabón Aires del Sur de Kia Ora

Con ese nombre, ¿cómo no me iba a gustar?. Esta marca la tenía en mi wish list desde hacía mucho tiempo y por fin aprovechando una promoción me hice con varios de sus jabones. Os podría hablar de maravillas de todos ellos pero este es sin duda mi favorito, el más especial, aunque confieso que aún tengo que probar más.

Kia Ora elabora sus jabones a partir de aceite de oliva virgen extra y utilizan sólo ingredientes botánicos locales de primera calidad y de cultivos sostenibles. Os voy a transcribir directamente la definición que  la marca hace de este jabón: `` Calles atravesando bosques de naranjos en flor, jazmines pregonando la caída del sol y rosas salpicadas de rocío que plantan cara al sol”. Y una sevillana como yo, afincada en Madrid… si es que está hecho para mi!


Además del aceite de oliva, en su formulación cuenta con el hidratante aceite de coco, la untuosa manteca de karité y el regenerante aceite de rosa mosqueta. Pero sin duda lo mejor de los jabones de esta marca es su olor. El aroma de este es mi infancia hecho jabón. Es una mezcla de los paseos nocturnos en verano oliendo a jazmín, el romero del campo de mi abuelo y los naranjos cuajados de flores en feria. Su textura también es increíble, muy cremosa, se nota la manteca de karité y el aceite de coco. La piel queda perfecta y el baño con un olor espectacular!



Jabón de aguacate de La Malva Flor

Desde que conocí la cantidad de jabones que elabora esta marca me quedé impresionada. Tienen de todos los colores y sabores! Además los elaboran en Madrid, muy cerquita! Tienen jabones de centella asiática, germen de trigo, incienso y mirra, lilas y seda, algas marinas…la variedad es impresionante!

Sin embargo lo mejor es que tienen un formato de mini lingotes para que puedas probar más jabones y así descubrir cuál es tu favorito. Teniendo en cuenta que los jabones naturales tienen una duración mucho mayor que los otros, esto es un punto muy a favor de esta marca.


El jabón del que os quiero hablar hoy es el de aguacate, que es el que he probado en tamaño normal. Pero os adelanto que pronto os haré un post de esta marca hablando de otros jabones, labial, aceites y un exfoliante con aroma a café que te caes para atrás del gusto!

Los ingredientes del jabón son; aceites de aguacate, oliva y coco, mantecas de karité y cacao, cera virgen, aceites esenciales, hidróxido de sodio y vitamina E.  Está elaborado de forma muy lenta con oleato de aguacate que maceran durante 40 días. Lo más sorprendente es que a mi me huele a melón. Supongo que el tema de los olores es muy personal, pero ese olor a melón es delicioso y muy energizante! Para la ducha de la mañana es un gustazo! Y como deja la piel tan gustosita puedo salir corriendo sin aplicar crema porque no la necesito, así que perfecto para los días de prisas!



Jabón Paraíso verde de La hora B

La marca La hora B no hace jabones, hace paraísos y nos deja disfrutarlos en nuestro baño. Mi favorito sin duda ha sido el verde, aunque supongo que depende de que época del año, nos atraerán más unos u otros. El paraíso amarillo con olor a coco, a verano, a Caribe… será perfecto para dentro de unos meses. Sin embargo, hoy os tengo que hablar del paraíso verde. Inspirado en los atardeceres frente al mar Mediterráneo, cenas al fresco y olivos centenarios.

Para mi lo mejor y más innovador ha sido el aroma de este jabón, es descongestionante y revitalizante. Te despierta de mañana con buen humor y energía. Los olores a mirto y hierbabuena penetran en tus pulmones y activan tu mente. El toque de bergamota, fruta ácida y cítrica que me encanta le da ese toque especial. Todos sus ingredientes son orgánicos y los envases reciclables.

Además, no sólo es el olor de este paraíso lo que hace la experiencia en la ducha algo muy agradable, sino la cremosidad de la pastilla de jabón. Al frotar la pastilla, el producto que se extrae es más bien algo cremoso que jabonoso, por lo que la piel queda muy cómoda durante todo el día. Lo peor? Que al ser un aroma tan fresco mi chico le ha cogido el gustillo y nos ha durado muy poco este paraíso… pero dicen que lo bueno si es breve, dos veces bueno, no?

Y aquí mi pequeña selección de los mejores jabones naturales que he probado hasta el momento. No dudéis de que seguiré probando muchos más y sólo los mejores tendrán cabida en el blog… pero eso ya os lo iré contando en su momento. Vosotras, decirme en comentarios, ¿habéis probado algunos de ellos?, ¿Cuáles me recomendáis?


Mismimitoss


Los mejores jabones naturales

Hola mimosas! Hoy os traigo un post muy especial. Desde que me adentré en el mundo de la cosmética natural me he ido aficionando a los jabones en pastilla, los de toda la vida! Es la vuelta a los orígenes, porque si de verdad un jabón está bien elaborado, es un placer disfrutar de él. Vamos a descubrir algunos de los mejores jabones naturales que podemos encontrar en el mercado!


Estos que os voy a mostrar son algunos de ellos. Los que más han llamado mi atención en los últimos tiempos, por algún motivo, el que sea, todos tienen algo muy especial, ¿lo descubrimos juntas?


Jabón nutritivo y antioxidante de aceite granada y geranio 
Dehesia Cosmética Econatural

Hace ya 10 años que empezaron, extrayendo lo mejor de las plantas que podemos encontrar en la Dehesa que ocupa gran parte de España y Portugal. Con base en Cáceres, Dehesia es una de esas marcas-joyas que hay que descubrir en el marco de la cosmética natural española.



El producto estrella es el jabón de aceite granada y geranio. Es un jabón totalmente sensorial, porque su aroma a geranio lo traspasa todo. Gracias al aceite de granada, contiene propiedades antioxidantes. Ya sabéis que la lucha contra los elementos que oxidan nuestra piel es clave para retardar el envejecimiento. Este aceite de granada rico en flavonoides y vitaminas, es perfecto para ello. Además contiene aceite de oliva virgen extra que es regenerante y aceite de coco que es nutritivo y es responsable de la densa espuma que se genera y que es una delicia. Sin poder olvidarnos del efecto calmante e hidratante del aloe vera y el aroma equilibrante del aceite de geranio.

La pastilla es de 100 gr y me parece perfecto, porque más grande no me resultan cómodas. Además siendo un jabón natural su durabilidad es muy superior a los de cosmética convencional y al final siempre estás deseando probar el siguiente! Yo lo uso para la limpieza nocturna, esa que debemos hacer después de desmaquillarse. Froto un poco una esponja pequeñita húmeda y al aplicarlo en el rostro empieza a formarse esa densa espuma de la que os hablo. Mi piel queda bien limpia y confortable, lista para tonificarla!

Espero que Dehesia pronto lance nuevos jabones porque estoy segura de que si están tan bien hechos como este me van a encantar!


Jabón de caléndula de Esencia Olea

Otra de las marcas que he tenido el placer de conocer este último año ha sido Esencia Olea. No llevan mucho tiempo, pero tienen productos muy cuidados, que buscan el cuidado natural, la calidad superior y una vuelta a los orígenes. Sus packaing son la quinta esencia de la elegancia.

Basan sus productos en el oro español, el aceite de oliva. Su jabón de caléndula es algo muy especial, porque aunque su base sea el aceite de oliva y el de caléndula, lo que antes te llama la atención es ese olor tan singular. Es un aroma cítrico único. Sabéis que los cítricos me tiran mucho, pero este es algo más, es empolvado, amaderado, me transporta a un oasis de relajación en dos segundos. Por ello es perfecto para usarlo en la ducha de por la noche, bueno en realidad es perfecto para un baño relajante, pero mi tiempo no me permite darme tantos como me gustaría y no estoy dispuesta a reducir su uso y placer sólo a pequeños momentos. Yo soy de las que usa las cosas que le gustan, eso de guardarlas para una ocasión especial no va conmigo. ¿Qué ocasión más especial que ahora mismo?.

Lo he estado usando también para el rostro, sobre todo al final del embarazo, que fue una época en la que tenía la piel muy sensible y la caléndula que es calmante me ayudaba mucho. Solía usarlo en la limpieza de mañana para evitar las rojeces que me salían al limpiar. Con este jabón desaparecían mucho antes.

Si queréis daros un momento de placer no dejéis de probar este jabón, sin duda Esencia Olea ha acertado de lleno.


Jabón de vid roja de Baume

Una marca natural elaborada en Galicia con los mejores elementos de aquella extraordinaria tierra. Ya os hablé de ellos aquí cuando probé entre otras cosas la mejor crema de pies de mi vida. Pero hoy os tengo que hablar de su jabón de vino tinto. No es el único que he probado, porque si hay algo que les caracteriza es la gran cantidad de jabones distintos que ofrecen.

Los primeros que probé son el de rosa mosqueta, que en nada hacía una espuma increíble y dejaba la piel muy gustosita, y el de vino blanco Albariño que era exfoliante. Sin embargo hoy os vengo a hablar del jabón de vino tinto Rioja y aceite de semilla de uva, que tiene un gran poder regenerante celular, astringente y antioxidante. Todas conocemos el poder de la uva roja, es perfecta para evitar el envejecimiento prematuro ya que lucha contra los radicales libres. Yo lo usaba como jabón para el rostro y me iba muy bien porque me dejaba la piel muy limpia y luminosa, era increíble!, tanto que mi madre se lo llevó cuando vino de visita, se había enamorado de él!



Jabón Aires del Sur de Kia Ora

Con ese nombre, ¿cómo no me iba a gustar?. Esta marca la tenía en mi wish list desde hacía mucho tiempo y por fin aprovechando una promoción me hice con varios de sus jabones. Os podría hablar de maravillas de todos ellos pero este es sin duda mi favorito, el más especial, aunque confieso que aún tengo que probar más.

Kia Ora elabora sus jabones a partir de aceite de oliva virgen extra y utilizan sólo ingredientes botánicos locales de primera calidad y de cultivos sostenibles. Os voy a transcribir directamente la definición que  la marca hace de este jabón: `` Calles atravesando bosques de naranjos en flor, jazmines pregonando la caída del sol y rosas salpicadas de rocío que plantan cara al sol”. Y una sevillana como yo, afincada en Madrid… si es que está hecho para mi!


Además del aceite de oliva, en su formulación cuenta con el hidratante aceite de coco, la untuosa manteca de karité y el regenerante aceite de rosa mosqueta. Pero sin duda lo mejor de los jabones de esta marca es su olor. El aroma de este es mi infancia hecho jabón. Es una mezcla de los paseos nocturnos en verano oliendo a jazmín, el romero del campo de mi abuelo y los naranjos cuajados de flores en feria. Su textura también es increíble, muy cremosa, se nota la manteca de karité y el aceite de coco. La piel queda perfecta y el baño con un olor espectacular!



Jabón de aguacate de La Malva Flor

Desde que conocí la cantidad de jabones que elabora esta marca me quedé impresionada. Tienen de todos los colores y sabores! Además los elaboran en Madrid, muy cerquita! Tienen jabones de centella asiática, germen de trigo, incienso y mirra, lilas y seda, algas marinas…la variedad es impresionante!

Sin embargo lo mejor es que tienen un formato de mini lingotes para que puedas probar más jabones y así descubrir cuál es tu favorito. Teniendo en cuenta que los jabones naturales tienen una duración mucho mayor que los otros, esto es un punto muy a favor de esta marca.


El jabón del que os quiero hablar hoy es el de aguacate, que es el que he probado en tamaño normal. Pero os adelanto que pronto os haré un post de esta marca hablando de otros jabones, labial, aceites y un exfoliante con aroma a café que te caes para atrás del gusto!

Los ingredientes del jabón son; aceites de aguacate, oliva y coco, mantecas de karité y cacao, cera virgen, aceites esenciales, hidróxido de sodio y vitamina E.  Está elaborado de forma muy lenta con oleato de aguacate que maceran durante 40 días. Lo más sorprendente es que a mi me huele a melón. Supongo que el tema de los olores es muy personal, pero ese olor a melón es delicioso y muy energizante! Para la ducha de la mañana es un gustazo! Y como deja la piel tan gustosita puedo salir corriendo sin aplicar crema porque no la necesito, así que perfecto para los días de prisas!



Jabón Paraíso verde de La hora B

La marca La hora B no hace jabones, hace paraísos y nos deja disfrutarlos en nuestro baño. Mi favorito sin duda ha sido el verde, aunque supongo que depende de que época del año, nos atraerán más unos u otros. El paraíso amarillo con olor a coco, a verano, a Caribe… será perfecto para dentro de unos meses. Sin embargo, hoy os tengo que hablar del paraíso verde. Inspirado en los atardeceres frente al mar Mediterráneo, cenas al fresco y olivos centenarios.

Para mi lo mejor y más innovador ha sido el aroma de este jabón, es descongestionante y revitalizante. Te despierta de mañana con buen humor y energía. Los olores a mirto y hierbabuena penetran en tus pulmones y activan tu mente. El toque de bergamota, fruta ácida y cítrica que me encanta le da ese toque especial. Todos sus ingredientes son orgánicos y los envases reciclables.

Además, no sólo es el olor de este paraíso lo que hace la experiencia en la ducha algo muy agradable, sino la cremosidad de la pastilla de jabón. Al frotar la pastilla, el producto que se extrae es más bien algo cremoso que jabonoso, por lo que la piel queda muy cómoda durante todo el día. Lo peor? Que al ser un aroma tan fresco mi chico le ha cogido el gustillo y nos ha durado muy poco este paraíso… pero dicen que lo bueno si es breve, dos veces bueno, no?

Y aquí mi pequeña selección de los mejores jabones naturales que he probado hasta el momento. No dudéis de que seguiré probando muchos más y sólo los mejores tendrán cabida en el blog… pero eso ya os lo iré contando en su momento. Vosotras, decirme en comentarios, ¿habéis probado algunos de ellos?, ¿Cuáles me recomendáis?


Mismimitoss


Esencia Olea, nueva marca de cosmética natural española

     Hola mimosas! Hoy vengo con un post muy especial. En esos de los que os presento una nueva marca de cosmética natural hecha en España. Se trata de Esencia Olea que basa sus productos en el oro español, el aceite de oliva. Pocos productos aún, pero muy bien elaborados y con el mejor packaing que he visto hasta la fecha, ¿queréis conocerla?


Sabéis que tengo especial predilección por conocer marcas españolas. Nuestro país está empezando a hacer las cosas muy bien en cuanto a la cosmética natural se refiere. Ya no tenemos que recurrir a marcas extranjeras para poder disfrutar de la autentica cosmética natural. Es más, tenemos un clima estupendo que nos permite disfrutar de un sinfín de plantas, aplicando sus propiedades en nuestro beneficio.


Una de esas plantas es sin duda el olivo. Nuestro oro español y es ello Esencia Olea son expertos. Mejor dicho, expertas! Porque este proyecto nace de la mano de dos emprendedoras con las ideas muy claras, el cuidado natural, la calidad superior y una vuelta a los orígenes.

Los beneficios del aceite de oliva son innumerables. Rico en vitaminas K y E, nos ayuda a luchar contra el envejecimiento prematuro, aportando elasticidad a nuestra piel. Sus propiedades antioxidantes, reparadoras, regeneradoras y protectoras ya se conocían desde la Antigüedad y Esencia Olea ha actualizado la forma de elaboración, mezclándolo con la caléndula pero manteniendo la forma artesanal de creación de sus productos.

Aunque la marca tiene aún pocos productos a la venta, su calidad es excelente. Yo he podido disfrutar de dos de ellos, el jabón y el aceite corporal. ¿Los conocemos?



El jabón de caléndula viene en un formato de 100 gr, perfectamente empaquetado. Lo sorprendente es que nada más abrir el paquete me inundó un olor a cítricos, que me dejó impresionada.  Ese peculiar olor se debe a que en su composición además del aceite de oliva y el de caléndula, tiene destilación de la piel de naranja. Pero no es tan simple, no huele a naranja, ni es el clásico olor a cítricos. Es un cítrico amaderado, empolvado, sin perder  frescor… es que no tengo palabras! Es una delicia!

Siempre tengo dos jabones de manos en el lavabo. Una (bueno o varias lo confieso) pastillas y otro en formato líquido (mi chico es muy cómodón). Normalmente tiro del de pastilla porque me gusta más como me deja las manos. Pues cuando puse este jabón en la jabonera al poco tiempo me di cuenta de que estaba reduciéndose muy pronto. Me extrañe porque si algo bueno tienen los jabones naturales bien elaborados, es que duran muchísimo más que los convencionales. Pues andaba yo mosqueada con el asunto hasta que descubrí a mi chico un día lavándose las manos con él. Simplemente me dijo… `` me encanta como huele, así que me lo quedo´´. Las que me conocéis sabéis lo poco aficionado a la cosmética que es mi pareja, por ello cuando algún producto le llama la atención, sin duda debe merecer mucho la pena, y este jabón de caléndula sin duda es una de ellos.

Pero si el jabón me gustó el aceite de caléndula ya ni os cuento. Lo empecé a usar justo al final del embarazo. Cuando la piel de la tripita ya no daba más de si, y más cuando el bebé venía tan grande como el mío. A pesar de que durante todo el embarazo me cuidé muchísimo la piel de esa zona con cremas y aceites antiestrías mañana y noche, y de que no me había salido ninguna estría y que no sufría de los tradicionales picores de piel gracias a tantísima hidratación. Llegó un día en el que la tirantez era tal que me dolía! Estaba a tope de capacidad y eso era muy incómodo. Más cuando me daban contracciones y aún se pone la tripa mucho más dura. Realmente muy incómodo. 

Por ello me vino tan bien este aceite. Se trata de una botella de 100 ml con aceite de almendras dulces, girasol, oliva y caléndula como base. Su principal beneficio para mi fue sin duda lo bien que calmaba la piel, la dejaba confortable, elástica y nutrida. La desagradable sensación de tirantez disminuía y se aliviaba mucho. La marca lo recomienda para dar masajes y cuando empezó el trabajo de parto le pedí a mi chico que me diese un masaje con este aceite en las lumbares y la verdad es que entre el masaje, el calor de las manos y el relajante olor, me ayudo mucho.

Su olor es el mismo que el del jabón por contener también destilación de la piel de naranja, así que os podéis imaginar que placer es utilizarlo! Aunque sea un olor cítrico que se supone que son olores revitalizantes, este olor es tan especial que a mi me aporta relajación.


Otro de las características de este aceite es la botella en la que viene presentada. Se trata de cristal violeta, que es un cristal que filtra la luz, bloqueando el proceso natural de descomposición molecular. Un cristal diseñado desde la biofotónica para garantizar la mejor protección contra la oxidación.  Así se conserva de manera natural los principios activos y se garantiza la efectividad del producto.


Como veis, en Esencia Olea cuidan hasta el más mínimo detalle. Sus productos son pequeños tesoros para el disfrute de los sentidos. Estoy deseando probar más productos de esta marca. Aunque os dije que tienen poquitos, cuentan ya con serum y crema facial, contorno de ojos, crema corporal y bálsamo labial… ¿tendrán todos ese delicioso aroma? Si es así será muy difícil resistirse!


Contarme vosotras!, ¿conocíais la marca?, ¿habéis probado sus productos?, ¿Cuál me recomendáis?, os espero en los comentarios mimosas!


Mismimitoss

Kivvi Cosmetics y sus mermeladas hidratantes corporales

Hola mimosas! Hoy os quiero hablar del placer de disfrutar de  mi momento de mimitos, hidratando en profundidad mi piel y disfrutando de un olor que es para caerse para atrás del gusto!!  La body marmalade de Kvvi Cosmetics, es de esos productos especiales que te enamoran nada más verlos y que cuando los abres, no quieres que se acaben nunca!


Y es que no es una crema hidratante corporal al uso, que va! Es mucho más que eso. Kivvi es una marca de cosmética orgánica procedente de Letonia. A orillas el mar Báltico fabrican sus productos de manera artesanal y en pequeñas producciones, de forma que garantizan la frescura de los mismos en todo momento.
Es una de esas marcas que me encantan por su filosofía. Ninguno de sus productos contiene alcohol y en su lugar usan extractos de aceites esenciales como conservantes naturales. Por supuestos prescinden también de petrolatos y derivados del petróleo, perfumes y colores artificiales. Su ingrediente estrella es el aceite de semilla de kiwi, que está presente en mayor o menor medida en todos sus productos, dado sus espectaculares propiedades regeneradores y antioxidantes.


Por supuesto es una marca que no testa en animales y completamente vegana. Entre los componentes que más suelen incorporar están el aceite de oliva, manteca de karité, aceite de coco, aceite de semilla de uva, aceite de almendras dulces, aceite de cereza, aceite de germen de trigo, aceite de macadamia, aceite de jojoba, aceite de aguacate, espino amarillo, arándano, rosa silvestre, kiwi, frambuesa, vitamina E, lúpulo, caléndula y gingko biloba!. Todo lo mejor de la naturaleza.
Pero vayamos al lio, que os quiero enseñar esta body marmalade, si, no es una crema, ni una manteca, es una textura nueva para mi, porque hasta el momento no había usado este tipo de productos con estas texturas tan especiales.
Lo primero que llama la atención de este y de todos los productos de la marca, es su packaing que enamora. Me encantan estos tarritos de vidrios de colores, que después podemos reutilizar para millones de cosas. Además de conservar en perfectas condiciones el producto son monísimos. Si, es verdad que alguna dirá que tiene miedo a que se le caiga y desperdicie el producto pero… si es que es monísimo!!

Lo segundo que me encantó es su olor… es muy a frutas.. ¿ a cual? Que se yo! Es una mezcla de limón, kiwi, fresas… es imposible que haya alguien a quien no le guste algo así! No es un olor muy fuerte, si perdura en el cuerpo para siempre , pero si durante el masaje que nos demos y unas horitas después. Hay varios olores distintos para probar, este es el de yelow rose pero tenéis hasta 5 distintos como podéis ver en la foto.

Lo tercero su composición, lleno de mantecas y aceites de muy alta calidad, os dejo el INCI como siempre: Butyrospermum parkii (Shea butter)*, Cocos nucifera (Coconut) oil, Vitis vinifera (Grape seed) oil*, Olea europeana (Olive) oil*, Aroma**, Prunus armeniaca (Apricot) kernel oil*, Prunus cerasus (Cherry) kernel oil*, Triticum vulgare (Wheat germ) oil*, Macadamia integrifolia (Macadamia)oil*, Oenothera biennis (Evening primrose) oil*, Simmondsia chinensis (Jojoba) oil*, Persea gratissima (Avocado) oil*, Hippophae rhamnoides (Sea buckthorn) oil*, Ribes nigrum (Blackcurrant) seed oil*, Rosa rubiginosa (Rosehip) oil*, Actinidia chinensis (Kiwi) seed oil*, Rubus idaeus (Raspberry) seed oil*, Vitamin E, Humulus lupulus (Hops) extract, Calendula officinalis (Calendula) extract*, Ginkgo biloba (Ginkgo) extract*. * certified organic ingredient ** natural essential oils. Esta excelente composición le permite lucir el certificado de ECOCERT.


Y  lo cuarto y más curioso es su textura. En principio parece una manteca pero no es tan densa como una manteca, aunque si es verdad que con el frio se solidifica, obviamente contiene manteca de karité y de cacao como principales ingredientes y eso se nota. El truco, y os lo cuento para que no os pase como a mi la primera vez, es coger muy poca cantidad, y derretirla entre las manos hasta que se haga aceite, es muy fácil porque como no sólo lleva esas dos mantecas, se funde muy rápido con el  calor. Después nos damos a toquecitos por una amplia zona, manchando nuestra piel con las manos y ya después masajeamos toda la zona disfrutando de su olor.
Ojo! Aviso a perezosa! Este producto es para esos días especiales  en los que queremos dedicarnos un poquito más de tiempo, porque el placer reside en eso, en masajear la piel, ver como resbalan las manos, la piel se nutre en profundidad y nos embriaga el perfume. Y no es para irse después a trabajar… a ponerse el pijama y descansar!
Desde la primera aplicación me noté las piernas súper suaves a la mañana siguiente, como si me hubiese hecho algún tratamiento especial, no podían estar mejor!! Y encima la hidratación duró bastantes días!. El tarro son 120 ml pero como os digo hace falta muuuuuy poquito, no os paséis que si no os faltará piel!! Y como no hay que aplicárselo a diario para mantener la piel genial, pues dura muchísimo!
Ahora con el embarazo no paro de ponerme cremitas en todo el cuerpo, pero esta mermelada es para la barriguita… me encanta masajeármela con ella y hasta creo que al bebe también le gusta, porque como estoy más tiempo de lo normal masajeando me responde con pataditas! Me parece que va a salir amante de las cremitas como su mami ;)
Pero venga! Contarme vosotras! ¿conocíais Kivvi?, ¿habéis probado algún producto suyo? Si es así no olvidéis dejarme vuestras recomendaciones en los comentarios! 
Mismimitoss.

Cosmética natural para bebés con Amapola Biocosmetics

Hola mimosas! Hoy os quiero hablar de Amapola Biocosmetics. Una marca que ya sabéis que me encanta, por sus packaing y sus ingredientes. Es cosmética natural española hecha con mucho espero y eso se nota en la calidad de sus productos.


No es la primera vez, ni será la última que os hable de Amapola Biocosmetics en este blog.  Mi relación con esta marca siempre ha sido curiosa, porque siempre que he recurrido a ella, ha conseguido solucionar el problema de piel que tenía en ese momento. Ya os comenté  aquí que con el embarazo tenía la piel del rostro muy sensible y fue precisamente una de sus cremas faciales la que me solucionó el problema.

Cuando una marca hace eso por ti, no puedes dejar de ser fan de ella y por ello quería probar también la línea de bebé. Concretamente un producto que es un best seller de la firma, ¿será por algo, no? Se trata del bálsamo de bebé, una pomada para las irritaciones en el culito del bebe por culpa de los pañales.

Lo que más llama la atención a primera vista es su formato, es en lata! súper práctico para llevar en el bolso del carrito o de viaje. No es una crema, es más bien como una manteca que se derrite con el calor y queda totalmente tranparente. No me gustan nada esas cremas untuosas que dejan el culito del bebé totalmente blanco y que siguen ahí cuando vas a cambiarle el pañal nuevamente.

Este bálsamo no deja señal alguna y penetra en la piel calmando la irritación. Porque lo que queremos es curar o en todo caso, prevenir que pueda aparecer una dermatitis del pañal. Pero para que una crema penetre en la piel tan delicada de un bebé y más en esa zona, los ingredientes son importantísimos. Confío totalmente en Amapola en ese sentido. Este es su INCI: HELIANTHUS ANNUUS SEED OIL*, BEESWAX*, BUTIROSPERMUN PARKII BUTTER*, TRITICUM VULGARE GERM OIL, LAVANDULA HYBRIDA OIL, TOCOPHERYL ACETATO, CALÉNDULA OFFICINALIS FLOWER OIL*, CHAMOMILLA RECUTITA FLOWER OIL*, LINALOOL**, * Ingrediente de cultivo ecológico, **Ingrediente procedente de los aceites esenciales.

Como veis la caléndula y la manzanilla que son calmantes de la piel, la manteca de karité y el aceite de germen de trigo que la nutren y la lavanda que ayuda a relajar al bebe dado que es su olor el que predomina en el producto.   Lo tenéis en formato de 50 ml  y 15 ml. Con un 95% de ingredientes ecológicos.

Y ya que estábamos pues también probamos el aceite natural para el bebé. Se trata de un aceite muy especial por dos motivos, la forma que recomienda la marca para usarlo y su reducido INCI: PRUNUS AMYGDALUS DULCIS OIL*, PERSEA GRATISSIMAOIL*, HELIANTHUS ANNUUS SEED OIL*, CHAMOMILLA RECUTITA FLOWER OIL*, TOCOPHERYL ACETATO.

Y es que cuando se trata de bebés, cuanto menos mejor. No debemos agredir una piel tan frágil con productos innecesarios. Contiene básicamente, aceite de almendras que nutre e hidrata, aceite de manzanilla que calma y suaviza y aceite de aguacate. Además no contiene perfumes y es un 100% de ingredientes ecológicos. Lo mejor de lo mejor para nuestros bebés!

Lo que me ha parecido curioso es la forma de aplicación recomendada. En principio yo lo usaría después del baño para darle un masaje relajante al bebé. De hecho no descarto usarlo así por supuesto! Sin embargo Amapola nos recomienda dar el masaje antes del baño y sumergir en el agua calentita al bebe con el producto puesto. De esa manera el aceite hace de limpiador, suave y delicado y a la vez la piel queda nutrida y protegida, dejando el exceso de producto en el agua y el bebé listo para dormir!

A mi me encanta aplicar aceites en el agua cuando me doy el placer de un baño de agua caliente y salir ya hidratada es todo un plus! Así que estoy deseando probarlo con el pequeñín! Contarme vosotras, ¿habéis probado a usar aceites antes del baño?, ¿conocíais estos productos?


Mismimitoss